Los 10 consejos para comprar de forma segura ‘online’

Después de que el Black Friday volviera a repetir un fin de semana lleno de ofertas y ventas, este lunes llega el Cyber ​​Monday. Numerosas tiendas ‘online’ siguen el inicio de la campaña navideña con precios especiales en sus productos. Comprar por internet, de hecho, se está convertido en la herramienta preferida de muchos ciudadanos. Coincidiendo con el Día Internacional de la Seguridad Informática, la UOC ha impulsado un decálogo para comprar de forma segura por internet.

Los 10 consejos para comprar de forma segura en línea:

Utiliza sólo el ordenador personal:

Es una de las prevenciones fundamentales para que no te roben los datos personales. Se debe evitar de introducirlas en ordenadores que el usuario no controle, como los del trabajo o los de cibercafés.

No guardar los datos bancarios en las tiendas ‘online’:

Mejor no registrar los datos bancarios con el que se hará la compra, como la tarjeta de crédito o el número de cuenta corriente. Cuando se acaba de comprar es recomendable que cierres la sesión del portal web.

Comprueba y contrasta las referencias de la tienda:

Investigar las referencias e impresiones de otros compradores te puede dar pistas de la seguridad y de la reputación del portal. Conviene contrastar unas cuantas y no quedarse con la primera opinión que se encuentre.

Busca información adicional sobre la tienda en línea:

Por ejemplo, una dirección física o un teléfono. Ayuda a comprobar la existencia de la tienda.

comprar seguro online

Utiliza preferentemente la tarjeta de crédito o un sistema de pago por Internet:

Estos sistemas prevén la posibilidad de pedir una vuelta del cargo. Con transferencias o tarjetas de débito será muy difícil recuperar el dinero en caso de que el producto no sea el esperado. Otra opción es hacer un pedido contra reembolso.

No enviar ningún dato sensible si la conexión no es segura:

Si la dirección web del navegador comienza con ‘https’ significa que la conexión es segura. Si empieza con ‘http’ no se puede garantizar que los datos que se envían lo sean.

No evalúes la fiabilidad de una tienda por una fachada bonita:

Es muy fácil reproducir la fachada de una tienda en línea con la intención de suplantarla. Hay que asegurar que la dirección del navegador que se utiliza es la correcta para la tienda.

No te fíes de la imagen del producto y suficiente:

Una estafa muy arraigada en subastas por internet es que la imagen del producto no tenga nada que ver con lo que se está ofreciendo. Por eso es importante leer la descripción del producto y la letra pequeña.

Comprueba los cargos bancarios periódicos:

Muchas entidades bancarias tienen un sistema de alertas al móvil cuando se efectúan pagos. También vale la pena ir controlando los extractos bancarios para asegurarse de que los cargos hechos son correctos.

No hagas caso de cualquier mensaje de publicidad o de supuestas compras que no se han hecho:

El correo electrónico sigue siendo la vía preferida para hacer que alguien entre en una tienda falsa, mediante enlaces falsos.